Las claves del emprendimiento en pareja

Emprender juntos es la última opción que toman las parejas, ya que comentan que es demasiado tiempo compartido y que, si de por sí ya es complicado sobrellevar los problemas de la casa, asumir los problemas de un negocio no es buena idea. Sin embargo, para muchos matrimonios puede ser una extraordinaria oportunidad, por lo que a continuación les damos algunas ideas.

Mary Paz Herrera / Directora de GRATEN, Instituto de Bienestar y Negocios

En primer lugar, una excelente relación de pareja puede conducir a un excelente negocio, pero nunca al revés. Una vez aclarado este punto, hay otros factores a considerar:

Compatibilidad financiera. La compatibilidad implica la aptitud para unirse o concurrir en algo. En el caso que nos ocupa, para garantizarla debemos poner objetivos en común, trazar una ruta y seguirla. Hay que aceptar que llegamos con creencias, información y hábitos que limitan la relación ,o en su caso generan desconfianza y distancia, por lo que hay que ser flexibles, educarnos financieramente, estar dispuestos a escuchar —y en su caso, a cambiar–, a hacer acuerdos y a negociar, siempre con transparencia y honestidad.

Un plan en común. Necesitamos definir un puerto de llegada con una carta de navegación, por lo que se vuelve indispensable establecer un plan de metas en común a corto, mediano y largo plazo. Hay muchas cosas que se dan por hecho, entre ellas un futuro compartido; sin embargo, es indispensable hablar de nuestros sueños y la vida como queremos vivirla, por lo que diseñar el futuro nos llevará a establecer prioridades y ayudará a tomar las mejores decisiones en el día a día.

Evitar el caos financiero. Se deben acordar en pareja los temas básicos de la economía familiar: los presupuestos, el control sobre los gastos hormiga, el uso adecuado de las tarjetas de crédito, el ahorro, la atención de la salud y los seguros médicos y de autos, entre otros.

Emprendan en función a sus talentos. Un negocio demanda demasiada energía, pero si te gusta y te apasiona, es como estar enamorado: sientes que fluyes inspirado y, sin importar las adversidades, tienes la convicción y fuerza necesaria para sobreponerte a las adversidades y salir adelante. Más allá de la necesidad económica, emprendan en función de sus talentos: qué saben hacer, qué les gusta, qué han aprendido y qué estarían dispuestos a hacer.

Bag with money and red wooden heart on the scales. Money versus love concept. Passion versus profit. Family or career choice. Family psychology. Mind vs. Passion

Aprender a emprender

1. Desarrollen un modelo y un plan de negocio. El mercado está muy competido, por lo que se requiere emprender con innovación. ¡La capacitación y la asesoría son los mejores caminos! Todo está cambiando en forma vertiginosa: la forma de hacer negocios, la tecnología, los mercados, las necesidades de los clientes, etc.

2. Vean el negocio como una sociedad. Cuando dos personas se casan se vuelven esposos; cuando forman una empresa, socios. La recomendación es tomar el rol que le corresponde a cada uno de una forma clara, abierta y transparente. Para evitar conflictos es importante que sostengan una relación respetuosa de iguales, y las decisiones, compromisos y demás se tomen en forma mancomunada.

3. Hagan un compromiso solidario y subsidiario. Hay que responder en forma comprometida al trabajo y los compromisos en todos los terrenos: financiero, legal y fiscal. Suponiendo que la empresa esté a nombre de uno de los dos, los créditos bancarios, el pago de impuestos y las obligaciones ante terceros siempre estarán respaldada por la pareja.

4. Separen el amor del negocio. En el negocio serán socios y tendrán las responsabilices y horarios claros, mientras que en el hogar serán una pareja que pretende una convivencia armoniosa y una familia feliz. Lo más importante es que ambos ambientes no se contaminen con los problemas del otro, ya que de otra forma la relación se vuelve caótica y con el tiempo insostenible.

5. ¡No sangren el negocio! Asígnense ambos un sueldo que corresponda a las necesidades del gasto familiar. Prevean los meses en los que requerirán de mayores recursos, para que incrementen los ingresos de la empresa en ese periodo. Y muy importante: que la chequera de la empresa no sea el monedero de los gastos de la casa, ya que pueden poner en serios aprietos la liquidez del negocio.

Categorías:Sin categoría

Tagged as: ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s