Sin categoría

Rinoseptumplastia, un procedimiento para poder respirar bien

FOTO: Ilustrativa (Pixnio)

Augusto Tavera

Los males relacionados con las vías respiratorias son delicados y requieren tratamientos adecuados. En el caso de tener que aplicar cirugía, los cuidados no sólo deben darse en el proceso sino posterior a el mismo.

Uno de los grandes temores de aquellos pacientes que deben ser intervenidos es a no poder respirar. Sin embargo, la ciencia está lo suficientemente avanzada como para dar posibilidades al paciente de reincorporarse pronto a su vida cotidiana, sin riesgos de que no reciba suficiente oxígeno.

En el segmento de veinte minutos de salud y belleza con Frank Cepeda, el doctor expuso los detalles referentes a la rinoseptumplastia. En este sentido indicó que antes de poder determinar qué tipo de desviación tiene un paciente, los cirujanos van a darse a la tarea de solicitar los exámenes de sangre para darles la vitalidad requerida para entrar al quirófano.

Asimismo, se solicita una tomografía sagital y coronal de macizo facial con enfoque a pirámide nasal, esto con la finalidad de observar la estructura que van a ir manejando progresivamente dependiendo de la desviación que se tenga.

Una vez obtenida la tomografía solicitada, el paso siguiente será determinar los niveles de desviación de la nariz, de esta forma el cirujano plástico tendrá una idea más clara de lo que se tendrá que hacer para solucionar el problema, corrigiendo la parte externa e interna de la nariz.

Por otro lado, aun si se desea realizar la cirugía únicamente por el aspecto estético, es importante el tomar en cuenta que también se requieren diversas cosas para poder llevar a cabo de manera correcta la cirugía, entre ellos nos encontramos con el análisis estético del paciente.

Uno de los principales temores que diversos pacientes presentan antes de realizarse la rinoplastia es el hecho de no poder respirar de forma correcta durante un tiempo, para esto, nos explica Frank Cepeda, es necesario colocar los tapones en las fosas nasales para evitar la aparición de hematomas. Sin embargo, hoy existen tubos que nos van a auxiliar con la respiración durante la recuperación.

En cuanto al proceso inflamatorio de la post-operación, el tiempo estimado para que el sitio de abordaje en donde se realizó la operación deje de notarse es una semana, la forma y expresión en la que se tiene la nariz no cambiará en ninguna forma salvo que sea realmente necesario.

Por otro lado, el procedimiento que sigue Cepeda tras realizar una operación a su paciente, es dejarlo hospitalizado durante una noche con la finalidad de observar que la ventilación que se está teniendo sea la correcta, y controlar el sangrado.

Una vez dado de alta el paciente, al tercer día, se retiran los tapones, mientras que al séptimo día se retira la férula de fibra de vidrio. La inflamación deberá ir disminuyendo en un lapso de dos a tres semanas.

Asimismo, se recomienda que al bañarse el paciente incline la cabeza hacia atrás durante una semana para que la inflamación no aumente. Entre los diez y doce días de la operación el paciente podrá realizar sus actividades diarias sin exponerse demasiado tiempo al sol.

Finalmente en una ventana de tres semanas, el paciente deberá poder volver a respirar de manera adecuada.

Si deseas saber más acerca del procedimiento que se lleva a cabo durante una Rinoseptumplastia, te invitamos a ver el video completo:

 

Categorías:Sin categoría

Tagged as:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s